La ansiedad es una respuesta común y normal a una situación estresante, sin embargo, demasiada ansiedad puede ocasionar problemas de salud e interferir en las actividades diarias.
Los síntomas de ansiedad incluyen:

• Dificultades para resolver problemas, tomar decisiones o concentrarse
• Nerviosismo o impaciencia
• Mayor tensión muscular o sensación de tensión
• Dolores de cabeza
• Enojo o irritabilidad constantes y sin motivo
• No poder dormir
• Demasiadas preocupaciones

Consejos para manejar su ansiedad:

• Intente dejar un hueco todos los días para incluir entre sus tareas aquellas actividades que van a resultarle más agradables y placenteras: leer, escuchar música, hacer algo de ejercicio, pasear…
• Aprenda a manejar sus sentimientos. Los pensamientos positivos también tienen un efecto positivo sobre nuestro estado de ánimo.
• Aproveche sus errores y aprenda de ellos. Equivocarse es humano y no es necesario hacer las tareas a la perfección.
• Siga una dieta equilibrada y procure eliminar o rebajar aquellas sustancias perjudiciales, como: cafeína, teína y otras bebidas estimulantes.
• Si sus hábitos de descanso no le resultan satisfactorios, intente modificarlos. Procure dormir lo necesario para descansar

Print Friendly